Posteado por: gorkairiondo | junio 27, 2008

MI COLUMNA: Grita a los 4 vientos, ¡Vamos a ganar la Eurocopa!



¡Qué alegría, qué alboroto, cada segundo un nuevo devoto!
La religión del tiqui-taca vive sus mejores horas, días de vino y rosas, y su santidad el Papa, Luis Aragonés, acepta, humilde y considerado, que los arrepentidos feligreses le confiesen los pecados cometidos en el pasado. Observa impávido cómo se disculpan arrodillándose ante el altar. Agachan sus miserables cabezas y piden clemencia.
¡De la Morena, a la cola!
“Estáis perdonados”, “Dios bendiga a los arrepentidos”…
¡Dios salve al Papa! ¡Viva Aragonés!

Después del atracón, llega el análisis. Aún estoy bañado en el agua bendita que anoche cayó sobre Viena, pero intentaré ser reflexivo…
¡No! ¡Ahora hay que disfrutar! ¡Los aficionados debemos relamernos los dedos!
Fue tan bonito cómo trocearon partido, tan rico el aliño, tan esperada y a la vez, tan asombrosa, la comilona…
Todavía me repite…
Pero el pasado, pasado está. Miremos al futuro. El domingo es la gran final. Y yo estaré en mi sofá para verlo. Rodeado de chuches y bebiendo zumo de piña. Pondré la SER, el Carrusel Deportivo, y apagaré el móvil. Ése es mi ritual.
Seguro que los jugadores se creen que sólo depende de ellos, pero no es así. Los pequeños rituales de todos y cada uno de nosotros, contribuyen decisivamente. De alguna manera, alinean los astros para que sólo puedan favorecernos. Un solo fallo de un aficionado en estas liturgias, y todo puede torcerse…
¡Cumple con el tuyo!
Por cierto, ¿Cuál es?

La única noticia triste es la del guaje. Siento que Villa no pueda jugar la final. Perdemos intimidación, pero sobre todo, perdemos gol. Torres se enreda en jugadas incomprensibles, y no le salen. Serán los hados, será lo que sea, pero Villa juega con sentido. Y Güiza también. Son dos rematadores. Que salga el jerezano entre los once, Luis. Bendita Nuria…
Y si no es así, ¿Será el gran partido que todos los incondicionales de Torres esperan de él? Ojalá…
Mi única seguridad en esta final es que Iker demostrará una vez más que es el mejor portero del mundo…
Siempre me quedo corto en los elogios, voy a remediarlo. Casillas es uno de los mejores jugadores del mundo. Demasiado general. Uno de los tres mejores. Sí, ahora he afinado más. Otro es Messi…
La defensa ha estado sensacional durante toda la Eurocopa. Yo no confiaba en Marchena, y debo pedir perdón. Fallé. Me equivoqué. Está siendo muy seguro y su caprichoso y arisco carácter aún no nos ha perjudicado. De momento.
Puyol también es otra grata sorpresa. La temporada que hizo con el Barça fue calamitosa, y sin embargo, ha recuperado su tono físico. Está soberbio. Debe ser cierto, eso de que tras una grave lesión, se tarda otro año más en poder estar completamente recuperado y a tu nivel. Confirmado. Dedicado a los enterradores de vivos…
Capdevila cumple. Y en la final, puede que nos dé una alegría. Quién sabe. Ya le toca…
Sergio Ramos. Ha vuelto el hombre. Se ha calmado. Sus portentosas condiciones físicas tenían que aparecer algún día. Un jugador que sería titular en cualquier equipo del mundo, en cualquier selección del mundo. Pura sangre.
Senna está dando clases prácticas a todos los chavales españoles que juegan en su puesto. Chicos, atentos. Así debe jugar un medio centro en este sistema. Pero por favor, imitad también a Xabi Alonso. Un poco de romanticismo…
Y por fin, llego a los 4 gigantes. Xavi Hernández, David Silva, Cesc Fábregas y Andrés Iniesta. Los 4 vientos que nos traerán la Eurocopa. Tahúres que juegan con las cartas marcadas. Se las saben todas. Son ganadores sin complejos. Poseen técnica, astucia, rapidez, trabajo, visión, combinación, solidaridad, humildad, fuerza, táctica, velocidad…
Son pura poesía…

“Dejad abiertas las cancelas,
que corran los cuatro vientos por doquier,
vientos frescos y puros acaban de nacer.
Que se escampen de Norte a Sur, de Este a Oeste.
Que acaricien las mentes de aquellos que no alcanzan a comprender.”

(Poesía de Cecilio Abellán)

Amén.
Si el domingo celebráis el triunfo con una tarta, recordad una cosa. Poned una velita en lo alto. Pedid un deseo y soplad muy, muy fuerte. Todos el mismo deseo. Hagamos fuerza juntos.
“Que no tengan que pasar 50 años para que estos chicos den el relevo a los próximos campeones…”
Podéis iros…


Responses

  1. El fútbol es una pasión, lo entiendo ¡¡¡y espero pueda festejar con absoluta alegría!!!
    (La entiendo, soy argentina y aquí el fútbol se siente de manera muy especial)

    Abrazos y candor!!!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: